Afecta bloqueo norteamericano transformación digital en Camagüey

Afecta bloqueo norteamericano transformación digital en Camagüey

Lograr la transformación digital en el contexto actual, bajo las limitaciones que impone el bloqueo norteamericano, constituye un desafío para el sector de las comunicaciones en Camagüey, debido a la imposibilidad para acceder a equipamientos, plataformas y otras herramientas informáticas.

Andrés Rodríguez Pérez, director de la oficina de ese ministerio en la provincia, resaltó las restricciones para adquirir tecnologías avanzadas, necesarias en el desarrollo económico y social del país.

Añadió que esos escenarios vienen acompañados por una creciente escalada de agresiones en el ciberespacio, con ataques en las redes sociales y el cierre de servicios, que demandan cada vez mayor creatividad y sentido de pertenencia en aras de mostrar la verdad de Cuba y lograr la informatización de la sociedad.

Destacó, además, los obstáculos en la importación de nuevos equipos que permitan sustituir los que tienen más tiempo de explotación, fundamentalmente en la Empresa de Telecomunicaciones de Cuba S.A (ETECSA), la de Radiocomunicación y Difusión de Cuba (RadioCuba), Soluciones Informáticas (DESOFT), Correos de Cuba y los Joven Club de Computación y Electrónica, este último con 44 instalaciones.

Detalló que en el caso de ETECSA, actualmente adquieren teléfonos móviles por terceros países, una tecnología con más de 400 mil líneas instaladas en la provincia y con un nivel de acceso abierto para todas las personas, al tiempo que se complejiza la adquisición de líneas y cables, sometidos a cambios de temperaturas que requieren de constantes mantenimientos.

En el caso de DESOFT reconoció, a pesar de las limitaciones, los valiosos procesos tecnológicos que crean a partir del talento y la capacidad de sus especialistas y al estrecho vínculo con la Universidad de Camagüey Ignacio Agramonte Loynaz.

En medio de las restricciones, agregó que la Empresa de Correos de Cuba, cumple con la entrega de paqueterías y el pago de la asistencia y seguridad social, mientras que el colectivo de RadioCuba se mantiene inmerso en la transición digital.

Pese a las carencias de aplicaciones de avanzada, de tecnologías y recursos informáticos, los comunicadores camagüeyanos defienden el compromiso de buscar soluciones creativas que suplan las necesidades causadas por el impacto del bloqueo económico, comercial y financiero impuesto a Cuba.

Lograr la transformación digital en el contexto actual, bajo las limitaciones que impone el bloqueo norteamericano, constituye un desafío para el sector de las comunicaciones en Camagüey, debido a la imposibilidad para acceder a equipamientos, plataformas y otras herramientas informáticas.

Andrés Rodríguez Pérez, director de la oficina de ese ministerio en la provincia, resaltó las restricciones para adquirir tecnologías avanzadas, necesarias en el desarrollo económico y social del país.

Añadió que esos escenarios vienen acompañados por una creciente escalada de agresiones en el ciberespacio, con ataques en las redes sociales y el cierre de servicios, que demandan cada vez mayor creatividad y sentido de pertenencia en aras de mostrar la verdad de Cuba y lograr la informatización de la sociedad.

Destacó, además, los obstáculos en la importación de nuevos equipos que permitan sustituir los que tienen más tiempo de explotación, fundamentalmente en la Empresa de Telecomunicaciones de Cuba S.A (ETECSA), la de Radiocomunicación y Difusión de Cuba (RadioCuba), Soluciones Informáticas (DESOFT), Correos de Cuba y los Joven Club de Computación y Electrónica, este último con 44 instalaciones.

Detalló que en el caso de ETECSA, actualmente adquieren teléfonos móviles por terceros países, una tecnología con más de 400 mil líneas instaladas en la provincia y con un nivel de acceso abierto para todas las personas, al tiempo que se complejiza la adquisición de líneas y cables, sometidos a cambios de temperaturas que requieren de constantes mantenimientos.

En el caso de DESOFT reconoció, a pesar de las limitaciones, los valiosos procesos tecnológicos que crean a partir del talento y la capacidad de sus especialistas y al estrecho vínculo con la Universidad de Camagüey Ignacio Agramonte Loynaz.

En medio de las restricciones, agregó que la Empresa de Correos de Cuba, cumple con la entrega de paqueterías y el pago de la asistencia y seguridad social, mientras que el colectivo de RadioCuba se mantiene inmerso en la transición digital.

Pese a las carencias de aplicaciones de avanzada, de tecnologías y recursos informáticos, los comunicadores camagüeyanos defienden el compromiso de buscar soluciones creativas que suplan las necesidades causadas por el impacto del bloqueo económico, comercial y financiero impuesto a Cuba.

Compartir en las redes sociales.


Comentarios desactivados

Comparte con tus amigos


Subir
Ir al contenido